No te resistas a los cambios positivos

La mente es perezosa y suele evitar el cambio. Tendemos a asumir la máxima de “más vale lo malo conocido que lo bueno por conocer”. Grave error

A LO LARGO DE NUESTRA VIDA, diferentes creencias se nos incrustan en la psique. Por ejemplo, mostramos una alta resistencia al cambio: nos resignamos a vivir limitados, atrapados, infelices, antes de arriesgarnos a abandonar nuestra área de confort, porque la idea de reestructurar la existencia duele y asusta.

Aprende a superar el miedo… y mejorarás tu vida

Ante cualquier situación novedosa, en nuestro interior nacen dos sensaciones: el miedo, que nos impide descubrir y nos paraliza; y la curiosidad, que nos mueve a descubrir. Crecer mentalmente implica que la curiosidad se impone al miedo, asumiendo su carga negativa o dolorosa para hacernos avanzar. Hay varios aspectos que dificultan el cambio.

La memoria te traiciona

Nuestra memoria no tiene nada de objetiva ni mucho menos de infalible. Los hechos reales muchas veces no son tan excitantes ni tan patéticos como nuestros recuerdos, y, desde luego, recordamos con mucha más facilidad aquello que se adecua con nuestras creencias almacenadas. Si creo que soy torpe, recordaré con mucha más facilidad todos los momentos en los que he realizado una torpeza que  aquellos en los que fui hábil; si creo que fracaso en el amor, recordaré mucho más las calabazas que los momentos dulces y felices.

¡Tú interpretas el mundo!

Es prácticamente imposible observar una situación de manera completamente objetiva, cada uno aplica su propio mapa mental. El resultado es que muchas veces hacemos interpretaciones irracionales, erróneas o incluso ilógicas acerca de los hechos.Tratamos de que se adecúen a nuestros propios pensamientos ¡y podemos llegar a ver lo que no es!

Si yo, por ejemplo, empiezo a pensar que caigo mal en la oficina, ese pensamiento me convierte en una persona poco receptiva, a la defensiva, que no interactúa con sus compañeros, que se anticipa al rechazo.Y esa actitud produce verdadero rechazo, o indiferencia. Asi mi profecía se cumple.

Esto pasa continuamente: hipocondríacos, narcisistas, víctimas… Si hay algo que siempre te sale mal, plantéate si estás profetizando, porque es probable que seas el responsable de que las cosas no funcionen,

¿Solucionas tus problemas?

En lugar de afrontar aquello que tememos, a veces solemos evitarlo, o lo que es peor aun, alimentarlo como si fuera un perro rabioso que, de nuestra mano, cada día va haciéndose más fuerte. Ocurre por ejemplo en las personas que tienen trastornos de pánico; antes de que sean capaces de enfrentarse a su miedo, dejan que este crezca. También escondemos los problemas, fingiendo ser lo que no somos. Pero de nada sirve evitar aquello que me angustia ni disfrazarlo, porque no puedo Solucionarlo si to mantengo oculto.

4 Errores en tu forma de pensar

Pesimismo crónico:“Todo puede ir a peor”

Da igual lo que suceda a su alrededor, a ellos siempre les falta algo;y cuando todo va, como suele decirse, viento en popa, piensan que tarde o temprano llegará el desengaño. Los pesimistas descalifican todo lo positivo, magnifican lo negativo y se preparan continuamente para lo peor. ¿Te suena? Para empezar a ver la vida con su entera gama de colores, hay que esforzarse en modificar los pensamientos con los que uno, sin saberlo, se castiga.

psicologos online

Pensamiento dicotómico: “Todo o nada”

Si nos cerramos a la idea de que las cosas están bien o mal, de que las personas son buenas o malas, no solo nos convertiremos en tinos estúpidos pusilánimes, sino que además nos volveremos locos a la hora de entender la vida. Palabras como “nunca”,“todo”, “siempre” o “nada” perjudican nuestra salud mental y son peligrosas, porque acostumbran a la mente a encasillar la realidad, provocando ansiedad y depresión. Para evitar el pensamiento dicotómico o de extremos tenemos que cambiar las conclusiones radicales por otras más ecuánimes, flexibles y racionales.Es un tipo de pensamiento bastante común a la hora de que los psicologos online te ayuden a resolver tus problemas.

Personalización:“Soy responsable de todo lo malo que ocurre”

Consiste en atribuirse culpas y responsabilidades que no nos corresponden, sin tener en cuenta otros factores externos. Las personas solemos adoptar dos posturas básicas ante el control que creemos tener de los hechos: una consiste en pensar que todo lo que nos rodea depende de uno mismo:“Soy yo quien genera todo lo que sucede a mi alrededor,yo dirijo mi destino”. La otra deposita toda la responsabilidad de lo que nos rodea en un punto de control externo, llamémoslo Dios, suerte, destino, astrología… Llevadas al extremo, ambas posturas son peligrosas, pues si nos aferramos a la primera, la ansiedad y el estrés se harán presentes con toda su áierza, y la segunda nos puede llevar a pensar que si no voy a inHuir para nada en el discurrir de mi destino, ¿para qué luchar?

Al utilizarla personalización,generamos un sentimiento de culpa que nos hace daño y nos instala en el pasado, Fomentamos incluso un egocentrismo inverso; no somos tan importantes, el universo no gira solo entorno a nosotros, hay muchos factores que influyen en la consecución de un hecho y nosotros somos solo uno de esos factores. Conviene tenerlo claro.

psicologos online

Pensamiento repetitivo: “Voy a analizar la situación otra vez”

Consiste en buscar sin descanso y obsesivamente los porqués, los cómo y los qué de un determinado pensamiento o emoción que nos perturba, pretendiendo de esta forma solucionarlo. Esta manera de intentar solucionar un problema acaba dando el efecto contrario y, lejos de arreglar nada, acaba enfermando a la persona.

Aunque parezca paradójico, cuando necesitamos de verdad buscar conclusiones o soluciones a un tema que nos preocupa, lo más sano y efectivo es apartar el tema y ponerse ha hacer cualquier otra cosa, la solución vendrá sola. El aparato mental necesita un ambiente de tranquilidad y calma para que dé sus frutos.

Salud

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


¡IMPORTANTE! Responde a la pregunta: ¿Cuál es el valor de 13 2 ?